Un inmenso Tony Parker dirige a los Spurs para liderar la serie (2-0)

Un inmenso Tony Parker dirige a los Spurs para liderar la serie (2-0)

San Antonio Spurs es un rodillo, una máquina de jugar a baloncesto que acumula ya, gracias a la inmensa victoria de anoche, los de Popovich acumulan ya 20 triunfos al hilo,sencillamente una auténtica barbaridad.

El dominio de los texanos fue absolutamente letal en los tres primeros cuartos con un inmenso Tony Parker, que se crecía a cada segundo, el francés fue una verdadera pesadilla para los Thunder, que facilitaban el trabajo de los locales con una defensa que era un desastre.

No había quién parase el vendaval de los texanos, hasta que Scott Brooks tiró de recursos con un Hack-a Tiago en toda regla, que mandaba al brasileño a visitar la linea de tiros libres en 12 ocasiones, estrategia que le funcionó a la perfección, ya que logró desquiciar a San Antonio y sacarlo del partido para iniciar la remontada, era la única manera posible de detener la sangría.

San Antonio lograba una diferencia de 22 puntos en el tercer cuarto, ventaja que se reduciría a 18 puntos para mandar el partido al definitivo cuarto, 92-76.

Oklahoma despertó y comenzó a realizar los deberes que tenían atrasados, defendían como nunca e Ibaka se encargaba de frenar con una ferrea defensa a Duncan, con un Harden en plan estelar que comandó la remontada hasta recortarla a 6 puntos, 99-93 a falta de 5:35 por jugar.

Cuando San Antonio atravesaba sus peores momentos en el partido, apareció la figura de sus hombres decisivos, con un gran Ginobili, que se encargaban de mantener la distancia en el marcador  y no hacer peligrar el resultado, los locales se imponían 120-111 y dejan la serie 2-0.

Tony Parker comandó a los suyos de manera magistral,siendo una pesadilla para los visitantes, el base anotaba prácticamente todo lo que lanzaba, 34 puntos, 16/21 en tiros de campo (76,1%)  8 asistencias y 3 rebotes, Kawhi Leonard fue el segundo anotador de su equipo con 18 puntos, 7/12 en tiros de campo, 3/6 en lanzamientos de tres puntos y 10 rebotes.

Tim Duncan tuvo una actuación bastante gris en el tiro a canasta, 2/11 en tiros de campo y 7/10 desde el tiro libre, para terminar con 11 puntos,12 rebotes,6 asistencias y 4 tapones,Manu Ginobili resultó decisivo en los momentos claves del partido asumiendo la responsabilidad, el argentino se marchó hasta los 20 puntos, 4 asistencias y 1 rebote, en casi 26 minutos que estuvo en pista.

San Antonio finalizaba el partido con un registro del (55,1%) de efectividad en el tiro de campo, 43-78.

Kevin Durant anotó 31 puntos, 5 rebotes y 5 asistencias, Russell Westbrook anotó 27 puntos, 10/24 en tiros de campo, 3/7 desde el arco de 3 puntos, 8 asistencias y 7 rebotes, James Harden se marchó hasta los 30 puntos, 10/13 en el tiro de dos puntos, 4 asistencias y 7 rebotes, el trío anotó 88 puntos (79,2%) del total de los puntos, tremendo.

El veterano Dereck Fisher aportó 10 puntos, 1 asistencias y 3 rebotes, mientras que Serge Ibaka aportaba 8 puntos, 10 rebotes y 4 tapones.

Los Thunder jugarán la final de conferencia contra los Spurs

Los Thunder jugarán la final de conferencia contra los Spurs

Se terminó la andadura de los Lakers en la postemporada tras caer derrotados en el Chesapeake Energy Arena de Oklahoma por 106-90.

Los Thunder no dieron opciones a los californianos para alargar su particular via-crucis y sentenciaron la serie, con un contundente 4-1 y se medirán a los Spurs en la final de conferencia.

Kobe Bryant se encargó de alimentar las opciones de los suyos en una nueva entrega de,yo solo contra el mundo, llevando todo el peso en la ofensiva y tirando todo lo que se le antojaba, pero gracias a eso, su equipo seguía vivo y se marchaba al descanso 3 puntos por debajo, 54-51.

Los Thunder finiquitaron el partido en el último cuarto, un parcial de 10-0 protagonizado por Durant que asestaba sendos triples, aupaba a los suyos 16 puntos arriba que lapidaban  a los de Brown.

Los Lakers mostraron nuevamente sus carencias en la aportación de su banquillo, 5 míseros puntos, pero eso no es criticable, Kobe se encarga de desviar los focos con anotaciones estelares, acaparando todo el protagonismo y desviando la culpa a quien prácticamente no la tiene.

Russell Westbrook lideró a los suyos con 28 puntos, 4 asistencias,3 rebotes y una única pérdida de balón, Kevin Durant aportó 25 puntos, 10 rebotes y 4 asistencias, James Harden encajaba el letal puzzle ofensivo con 17 puntos, 4 asistencias y 8 rebotes.

Kendrick Perkins anotó 6 puntos y atrapó 11 rebotes y Serge Ibaka anotó 8 puntos, capturó 6 rebotes y puso 3 tapones en los 19 minutos que estuvo en pista.

Pau Gasol dio una lección en la parcela reboteadora, el español realizó el mejor partido de la serie, Brown lo mantuvo en pista apenas sin descanso, Pau acabó con 14 puntos, 16 rebotes, 2 asistencias y 3 tapones, en los 44 minutos que disputó que podrían haber sido sus últimos como Laker.

Bryant anotó 42 puntos, 18/33 en tiros de campo, capturó 6 rebotes y finalizó el partido sin repartir ninguna asistencia.

Andrew Bynum realizó un partido bastante pobre, lejos de su nivel, el equipo lo necesitó y no apareció, Bynum se quedó en 10 puntos y 4 rebotes.

Los Lakers ponen punto y final a una temporada sembrada de dudas y polémicas, aderezadas con la incompatibilidad de Brown para el banquillo angelino, se huele a una necesaria  reestructuración para devolver la identidad a la franquicia, donde van a rodar cabezas por doquier.

Los Lakers son humillados en Oklahoma en el primer partido de las semifinales

Los Lakers son humillados en Oklahoma en el primer partido de las semifinales

Oklahoma pasó por encima de los Lakers de una manera abrumadora,sin piedad, letal, una auténtica apisonadora, dejando claro desde el primer instante que van a ir a hacer daño, mucho daño.

Lo vivido anoche en el Chesapeake Energy Arena de Oklahoma, fue escalofriante, los Thunder humillaban a los angelinos de manera aplastante, 119-90, iniciando la carrera para eliminar de un plumazo a su rival, igual que hicieron con los actuales campeones, los Mavs.

El primer cuarto empezaba a reflejar el desenlace del choque, unos agotados Lakers eran incapaces de frenar la ofensiva local. El primer parcial reflejaba un 30-23 favorable a Oklahoma.

Los Thunder seguían controlando el partido a su antojo, haciendo lo que querían y como les daba la gana, marchándose al descanso con una venta de 15 puntos, 59-44.

Comenzaban los locales el tercer cuarto de manera arrolladora, endosando un doloroso parcial de 15-2, que abría un inmenso agujero en el marcador, 74-46.

El espectáculo que le brindaba el equipo a la grada parecía no tener fin, Oklahoma alcanzaba una máxima diferencia de 35 puntos antes de finalizar el cuarto, 98-63. Al final del cuarto, los Thunder le asestaban un parcial de 39-24.

Mike Brown decidió retirar a titulares algo tarde, sobretodo a Gasol, que comenzaba el último periodo, incomprensible para un equipo que aún pesa en sus piernas la eliminatoria jugada contra Denver.

Los locales sólo tuvieron cuatro perdidas de balón, mientras que los angelinos acumulaban 15.

Russell Westbrook estuvo imaparable, ni Sessions, ni Blake, ni el propio Bryant lograron pararle, el base  dirigía a los suyos a una velocidad abismal, que sumado al acierto de cara a canasta, es un cocktel demoledor, el base anotó 27 puntos, 10/15 en tiros de campo, 1/1 desde el triple, 9 asistencias y 7 rebotes.

Kevin Durant anotó 25 puntos, 4 asistencias y 8 rebotes, James Harden demostró nuevamente porque es el mejor sexto hombre de la liga, al anotar 17 puntos en casi 25 minutos.

Kendrick Perkins tuvo que abandonar el partido por agravarse las molestias que arrastra desde que arrancara la postemporada.

Bryant se fue hasta los 20 puntos, 7/18 en tiros de campo, 2 asistencias y 3 rebotes, el pivot Andrew Bynum fue el único que se salvó de la quema, fue el mejor del cuadro angelino con diferencia, Bynum anotó 20 puntos y capturó 14 rebotes, mientras que Pau Gasol, muy lejos de su nivel, anotaba 10 puntos y capturaba 7 rebotes.

A ver que nos dice Magic Johnson esta vez…

Los Lakers derrotan a los Thunder en dos prorrogas

Los Lakers derrotan a los Thunder en dos prorrogas

Los Lakers derrotaron a los Thunder 114-106 tras diputarse dos prórrogas en el Staples, en un partido donde los angelinos consiguieron rehacerse y aprovechar el nefasto partido de Westbrook y, de un Durant que fue de  más a menos.

El segundo cuarto fue clave en el desarrollo del partido, World ¿Peace? propinaba un impresionante codazo a James Harden en el cuello, cuando el angelino celebraba una canasta, inadmisible e incalificable la salvaje agresión, costándole directamente la expulsión con una flagrante de tipo 2, que cambió el rumbo del partido.

Dicha acción acabó con la brillante actuación  que estaba realizando hasta el momento Harden, que no regresó al partido, anotando 14 puntos, 5/7 en tiros de campo en los 13 minutos que disputó.

El tercer cuarto fue un desastre para los californianos, los Thunder, comenzaban a poner tierra de por medio marchándose en el marcador, ante el desacierto de cara a canasta de Bryant y de un desaparecido Bynum.

El último cuarto daba la sensación que iba a ser un paseo para los de Oklahoma, que dominaban el encuentro 61-77. Mike Brown sorprendía poniendo en liza a un inédito quinteto formado por Kobe Bryant, Steve Blake, Devin Ebanks, Jordan Hill y Pau Gasol.

Steve Blake anotaba dos triples consecutivos, cediéndole el testigo a Kobe, que anotó otros dos, para llevar el partido a la prórroga, 91-91.

En el tiempo extra, Bryant se convertía en el verdugo de los Thunder, al anotar seis de sus 26 puntos en el segundo tiempo extra, siendo decisivo ante unos Thunder que seguían fallando en momentos decisivos y acabaron tiraron un partido en el que llegaron a dominar con una ventaja de 18 puntos.

Kobe Bryant acabó el partido anotando 26 puntos, 8 asistencias y 6 rebotes, mientras que Pau Gasol estuvo muy cerca del triple-doble, al encestar 20 puntos, 14 rebotes y 9 asistencias.

Gran labor de Jordan Hill, convirtiéndose en uno de los protagonistas de la noche, aportando 14 puntos, 15 rebotes, y 3 tapones.

Russell Westbrook estuvo horroroso, a pesar de lograr un doble-doble con 14 puntos, 3/22 en el tiro de campo (13,6%), 10 asistencias y 4 rebotes, Kevin Durant se marchó hasta los 35 puntos, 11/34 en el tiro de campo, (32,3%), 8 rebotes y 3 asistencias.

A destacar la gran labor de Serge Ibaka, el español encestó 18 puntos, capturó 14 rebotes y colocó 7 tapones.

Oklahoma se da un festín a costa de unos desconocidos Bulls

Oklahoma se da un festín a costa de unos desconocidos Bulls

Los Bulls siguen sin poder contar con su estrella, Derrick Rose, que ya acumula diez partidos seguidos siendo baja, y Rip Hamilton, que comunicó antes del comienzo del choque que estaba listo para jugar, pero no disputó ni un solo minuto.

En el Chesapeake Energy Arena se citaban los líderes de cada conferencia, en un duelo que fue un paseo para los de Oklahoma, ofreciendo un recital a su público por todo lo alto.

Chicago fue un equipo desdibujado, un juguete en manos de los Thunder, frágil en defensa y muy desacertado en el tiro, 30/91 en tiros de campo (33.0%).

Russell Westbrook tuvo una actuación espectacular, siendo el máximo anotador del partido con 27 puntos, 5 asistencias, 3 rebotes y 4 recuperaciones de balón, mientras que Kevin Durant, se fue hasta los 26 puntos, 10 rebotes y 4 asistencias.

Serge Ibaka realizó un gran partido imponiendo su ley bajo los aros,el español aportó 9 puntos, 6 rebotes y puso 5 tapones en los 21:41 minutos que jugó.

Oklahoma estuvo impecable durante todo el partido, defensivamente colosales, que por decimocuarta vez  dejan al rival por debajo del 40% en los tiros de campo.

Chicago logró un parcial de 12-27 en el último cuarto, que le sirvió para maquillar el resultado y dejarlo en 92-78, cantidades que no reflejan la realidad del partido, un repaso en toda regla a los hombres de Thibodeau.

Los Thunder acumulan seis victorias seguidas con marca 40/12, siendo hasta ahora el equipo que mas partidos ha ganado  en casa, 23.

John Lucas III fue el máximo anotador de los Bulls con 19 puntos, 4 asistencias y un rebote saliendo desde el banquillo.

No fue el día de tres piezas básicas dentro del esquema de Chicago, Luol Deng, Joakim Noah y Carlos Boozer, desaperecidos durante todo el partido, consiguiendo unas anotaciones muy por debajo de las que nos tienen acostumbrados, 8, 5 y 8 puntos respectivamente.

El banquillo de Chicago aportó los mismos puntos que el quinteto titular, 39.

Los Bulls siguen ostentando la mejor marca de la liga 42/12.